Poca broma.

Raffaele Bendandi fue un científico autodidacta, astrónomo aficionado y entusiasta de la sismología que llegó a ser bastante famoso en la época de Mussolini. Pues bien, se dice (por muuucha gente, tanto que es una especie de leyenda urbana) que Bendandi depositó en 1931 en la Academia Pontifica de las Ciencias un sobre con varias predicciones que abarcaban hasta el año 2025. Entre otras, que un terrible terremoto destruirá Roma hoy, 11 de Mayo de 2011.

¿En qué se basaba? En que, al parecer, hoy se va a producir una triple alineación planetaria en la que Mercurio, Venus y Júpiter coincidirán. Y él creía que las fuerzas gravitacionales afectaban a los movimientos de la corteza terrestre. De ahí los terremotos previstos.

Pues bien, poca broma. Algunas fuentes hablan de que, con o sin terremoto, podrían no ir a trabajar entre un 15% y un 20% más de funcionarios de los que faltaron a su puesto de trabajo el año pasado por estas fechas (como si a los funcionarios les faltasen excusas). También se espera que muchos niños no acudan al colegio y que numerosas tiendas y oficinas echen el cierre.

time-magazine-the-end-of-the-world

Y en Taiwán, algo parecido. La misma alineación planetaria es la que hace que un autodenominado “maestro Wang” advierta de terremotos de 14 grados y un tsunami posterior con olas de 170 metros.

En unos días, si el mundo continua, en Himajina daremos cuenta el próximo 21 de mayo, de otro “Día de” apocalíptico, ya que tal es la fecha del juicio final machaconamente anunciado y proclamado en EE.UU. (pudo dar fe personal de ello).

Reacciones:

Publicar un comentario

(c) Daniel Vidal. Con la tecnología de Blogger.
 
Top